En el documento menciona que las parejas en donde el hombre es más atractivo que la mujer, esta tiende a sentirse más motivada a realizar dieta y ejercicios. Por otro lado, aquellas que tienen un novio feo no tienen este tipo de motivación, por eso la comida chatarra forma parte de su vida diaria.

“La investigación sugiere que el desorden alimenticio podría ser causa de un factor social en las mujeres”, comenta la psicóloga Tania Reynolds, psicóloga de la Universidad de Florida.

En cuanto a los hombres, la mayoría no se siente motivado a hacer dieta por el atractivo de su pareja. Otro de los descubrimientos que se logró detectar en este estudio es en el caso de los matrimonios en donde la mujer es más atractiva que el hombre, tienden a tener mayor éxito.

 

Fuente: artículo “researchers discover an ugly truth about attractiveness”, Universidad de Florida.

Te podría interesar