Aula 2.0
AULA

¡Decime cómo vestís y te diré quién sos! Aunque no lo creás, la forma cómo vestís habla por vos.

El traje que elijás debe reflejar tu forma de ser, así que Arturo Calle te recomienda cuál outfit utilizar para que destaqués y te sintás bien con vos mismo. A toda costa evitá sentirte disfrazado o incomodo, es tu graduación por lo que debés mostrarte como sos, pero con elegancia.

Aquí te damos tres opciones de oufits según tu personalidad:

El alma de la fiesta

Definitivamente sos aquel que siempre destaca esté donde esté y no rechaza los retos sociales como hablar en público.

Tu outfit ideal tiene el color de moda entre los jóvenes, el azul cobalto. Es ideal para mezclarlo con naranjas, amarillos o celestes. El beige o miel le combina de manera perfecta para el calzado y el cinturón. Usá un traje de un solo botón.  Vos no le temés a la combinación de colores y te considerás “fashion” por excelencia. La sobriedad no es lo tuyo, ¡vos sos más encendido!

Si querés lucir así de impecable para la noche, podés cambiar el pañuelo de bolsillo por un pin y variar las tonalidades de los accesorios a colores como el vino tinto. La camisa puede ser totalmente blanca.

¡Ni frío ni caliente, justo en su punto!

No te catalogás como un extrovertido al 100% y tampoco sos de los que se esconde en la oscuridad. Sos más centrado y sabés manejarte según el momento.

Las tonalidades grises son lo tuyo. En accesorios, Arturo Calle recomienda guardar una monocromía. Aquí te mostramos un gris Oxford en el traje con accesorios en tonalidades azules. Camisa celeste con corbata azul eléctrico y un pin con detalles rosados ideal para utilizarlo de noche. Si la graduación es de día, cambiá los accesorios por tonalidades rosas o lilas y recordá cambiar el pin por un pañuelo de bolsillo.

Guardás tu distancia

Sos elegante y no dejás a un lado la formalidad. Preferís guardar distancias sin sobresalir, y vas por la vida de manera moderada y discreta, pero siempre presente.

Las tonalidades negras y el contraste con el vino tinto de la corbata realzan su sobriedad. Se complementa con camisa blanca, corbata vino tinto con detalles en blanco y negro, pin negro con detalles blancos, así como cincho y zapatos totalmente negros si es para la noche.

Si la actividad es de día, la recomendación es cambiar la camisa blanca por una con tonalidades celestes o rosas teniendo siempre en cuenta una monocromía en todo el conjunto.

El “casi nunca, siempre y nunca”

Arturo Calle siempre menciona esta regla sencilla e inolvidable que te servirá para lucir un traje con estilo:

  • Primer botón: si utilizás un saco de 3 botones, el primero (de arriba hacia abajo) a veces podés abotonarlo, dependerá de vos y cómo te sentís más cómodo.
  • Segundo botón: siempre debe estar abrochado por razones estéticas, pues al lucirlo así se estiliza la figura, ya que el saco te ayuda a adelgazar de cintura brindándote elegancia.
  • El último botón: ¡NUNCA LO ABOTONÉS! Si lo hacés, conseguirás que el efecto del segundo botón desaparezca y en vez de verte estilizado te verás como una refrigeradora, ¡plano y sin forma!

Fuentes:

Esteban Solís, Visual Merchandising de País; Antony Steven asesor de ventas, ambos de Arturo Calle.