Aula 2.0
AULA

Escoger una buena base para el maquillaje es algo más complicado de lo que parece. En el mercado existe una infinidad de marcas, colores y texturas, y por eso, siempre que escogés alguna, seguramente te quedás pensando si esa será la correcta.

Dejá de hacerte un lío y echale un vistazo a estos tips que te ayudarán a elegir una buena base sin complicaciones.
 

Tipos de bases

Líquida: son las más comunes y más fáciles de encontrar. Además, podés comprarla específica para tu piel (mixta, seca, grasa)

Base en crema: este tipo de base ayuda a la hidratación de la piel y te deja con una textura muy suave. No es recomendable si tenés piel grasa o mixta porque se desvanecerá.

En polvo: si tenés una piel grasa, este tipo de maquillaje es ideal para vos porque además de controlarla, dejará tu piel con un tono natural. En cambio, si tu piel es mixta o seca, debés hidratarla adecuadamente antes de aplicarte este tipo de base.

En barra: son ideales para cualquier tipo de piel, aunque tienen un mejor efecto en la piel grasa. Además, su aplicación es tan fácil que incluso podés hacerla con los dedos.

 

¿Cómo escoger el color?

Según la maquillista profesional Sofía Dávila, lo más recomendable es aplicar la base en el cuello o en la parte inferior del cachete y chequear que exista poca o nula diferencia entre el color del cuello y el rostro cuando la apliqués.

Además, es importante que busqués un lugar con suficiente iluminación para poder ver bien el color de la base y encontrar el color que haga match con tu piel.

Fuente: Sofía Dávila, maquillista profesional, correo electrónico: anasofiad94@gmail.com